RSS

“Finánciame, yo callaré”

17 Nov

Este fue el primer reporte de fuente oficial (CSE) sobre financiamiento electoral

“…Y es precisamente el control social sobre lo público lo que caracteriza la evolución de la nueva democracia”.

La frase corresponde a la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Tibisay Lucena. Y la escribió con motivo del Primer Encuentro Interinstitucional sobre el Financiamiento de las Organizaciones con Fines Políticos y de las campañas Electorales, realizado hace varios años.

La frase me revela contradicción.

Ella sugiere que debe haber transparencia hacia la sociedad en el tema del financiamiento de la política.

La transparencia en el financiamiento político es vital.

Ella puede evitar que un millón de dólares valga más que un millón de votos.

Pero resulta que quien escribe ha tenido que solicitar amparo constitucional  contra el CNE ante el Tribunal Supremo de Justicia, en vista que este organismo me ha negado por casi dos años el acceso a la información pública sobre las rendiciones de cuenta de los candidatos y partidos por los recientes eventos electorales.

Este martes 16 de noviembre de 2010 se hizo un segundo encuentro insterinstitucional. Allí le pregunté a Lucena por qué el CNE le niega a los ciudadanos acceso a las rendiciones de cuenta. Ella contestó que no, que lo que pasa es que el CNE revisa esas rendiciones y cuando eso ocurre es que le dan acceso a la gente de carne y hueso.

Ah, pero no me quedé allí.

De seguidas se lo pregunté también al rector Vicente Díaz, presidente de la Comisión de Financiamiento.

Y parece que no se pusieron de acuerdo.

Porque Díaz respondió que el CNE no ha dado marcha atrás en transparencia. Sugirió que tienen acceso a esas rendiciones quienes tienen que ver con eso.

Ese criterio no es nuevo en el CNE. Eso mismo argumento en 1997 el Consejo Supremo Electoral (CSE) en su intención de negarme el acceso a las rendiciones de cuenta de los candidatos a gobernadores que habían triunfado en los comicios regionales de 1995.

Cuando pasé una carta al presidente Enrique Yéspica, el CNE me sacó la sentencia ya hecha con anterioridad:

  1. Tienen acceso a las rendiciones de cuenta aquellos que sean interesados en la campaña.
  2. Son interesados en la campaña aquellos que hayan participado en ella.

Ja, ja.

Esos eran los tiempos de un organismo electoral conformado con mayoría de representantes de partidos: 5 miembros partidistas y 4 independientes.

Aún así, mi insistencia dio frutos.

Y Yéspica, después de unos dos meses, me dejó ver las rendiciones de marras.

Fue entonces la primera vez que en Venezuela se publicó una lista con nombres de los de financistas de campaña y montos aportados por cada uno.

Marzo de 1997.

Un aporte a la campaña que fue recuperado con creces

El facsimil de la publicación en El Universal ilustra el encabezado de esta misma nota.

Pero resulta que algo debe estar pasando en el CNE con esas negativas a los periodistas a que tengan acceso a las rendiciones.

Hace unos meses el rector Vicente Díaz le dio una entrevista a Sabrina Segovia, de Notitarde. Ella le preguntó por ese asunto, y él respondió que no alentaría que se formaran nuevas listas Tascón.

Son cosas muy raras.

Y es que en esto del financiamiento político se tocan muchos callos.

Allí se equiparan viejos y jóvenes políticos.

Tanto del gobierno como de la oposición.

De derecha y de izquierda.

Pregúntele usted a un político sobre quién lo financia y se encontrará con cualquier tipo de respuesta menos una clara y concisa.

Voy a poner varios ejemplos que involucran a los partidos Primero Justicia y MVR (Hugo Chávez).

Por allá, antes del año 2000, Leopoldo López y Julio Borges eran apenas unos jovencitos que formaron a Primero Justicia, asociación civil. Ambos eran directivos nominales de la misma. López era además economista al servicio de Petróleos de Venezuela s.a. (Pdvsa).

Resultó que Primero Justicia gestionó unas donaciones ante la dirección de Relaciones Institucionales de Pdvsa, a la sazón en manos de un familiar muy cercano de Leopoldo López. Éstas serían para realizar proyectos de la asociación de marras.

Lograron obtener, en dos tandas, 85,5 millones de bolívares de la partida de donaciones de Pdvsa a las arcas de Primero Justicia A.C.. Esto, según documentos que reposan en el TSJ, por el caso de la inhabilitación política de Leopoldo López.

http://www.tsj.gov.ve/gaceta/Junio/090606/090606-38455-44.html

En su descargo tengo que informar que Pdvsa realizó un concurso entre varias asociaciones para definir quien se llevaba los fondos. Los dineros fueron recibidos por quien sería después el diputado Julio Borges. A Leopoldo lo pillaron por ser funcionario público y recibir fondos de un ente público.

Y la verdad es que no tardó mucho y la asociación civil se convirtió en Movimiento Primero Justicia (MPJ), partido político nacional de Venezuela.

Pero veamos el chavismo. Los venezolanos nos enteramos a mediados de 2002 de unas cuentas secretas que aparecieron del BBVA español (en Venezuela Banco Provincial), con las cuales se financió la campaña de Hugo Chávez en 1998 y del MVR en la campaña constituyente de 1999. Fueron como 2 millones de dólares.

Emilio Ybarra, ex presidente del BBVA,  declaró al juez Baltasar Garzón en junio de 2002: con eso se financió al chavismo.

Ello no es delito en Venezuela.

A no ser que Chávez o su representante no lo hubiera declarado en su rendición de cuentas (ingresos y gastos) ante el CNE.

La omisión tenía pena entonces de dos años de cárcel.

Y efectivamente el CNE ordenó revisar esas cuentas y declaró que no estaba allí incluido ningún aporte proveniente del BBVA.

Luis Miquilena, como exjefe chavista, admitió en 2002 que el BBVA financió campaña del Presidente

La Fiscalía no ha presentado públicamente hasta el momento ninguna diligencia que tienda a acusar a Hugo Chávez o a su representante de finanzas.

Pero uno se pregunta por qué no fueron a preguntarle al BBVA en España si había pagado esos millones de dólares con cheques. Porque, si fue así, hubiera sido muy fácil demostrar que directa o indirectamente esos fondos entraron a la campaña de Chávez 98.

No se pudo demostrar. Tengo la impresión que se lanzó un manto de silencio institucional sobre ese asunto.

Y la mano de la Justicia que le cayó a Leopoldo López no quiso profundizar en este caso contra Hugo Chávez o su representante.

En descargo del chavismo, debo decir que luego de este incidente, el partido implantó un sistema de  aportes de la militancia para su funcionamiento político y financiamiento de campaña.

Con estos dos casos pretendo demostrar que aquí en Venezuela ocurre lo mismo que con los políticos de todo el mundo.

Ellos no quieren ser controlados en su financiamiento.

Desean sentirse libres para moverse en ese marasmo que suele ser turbio.

Una muestra de ello es que para el evento sobre financiamiento de hoy, el CNE invitó a más de 30 representantes de partidos políticos.

Pero sólo asistieron 6 de ellos.

Anuncios
 
2 comentarios

Publicado por en 17 noviembre 2010 en Uncategorized

 

Etiquetas:

2 Respuestas a ““Finánciame, yo callaré”

  1. Griselda Colina

    17 noviembre 2010 at 8:20 am

    Carlos muy bueno y preciso tu artículo. Nunca deja de impresionar esta realidad que se vive en estos días en nuestro país. Hasta nostálgico resulta el recorte de periódico.
    G

     
  2. Milagros Duran

    17 noviembre 2010 at 8:50 pm

    Parece que las cosas han evolucionado desde “poca transparencia” en las campanas de la cuarta, hasta “nada de transparencia” pasando por “la tramparencia” de aquel presidente del CNE, que asi lo pronunciaba quien sabe si por maracucho o por tal vez por otra causa. Saludos, Carlitos.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: