RSS

Día del Periodista venezolano: Que viva la propaganda!

21 Jun

El Periodismo es el arte de lo que es

Haga el siguiente ejercicio. Ponga en un papel, desde su propia experiencia, lo que es la verdad para un político. Luego tome otro papel y coloque lo que cree que es la verdad para un periodista. Compárelo y verá que mal negocio hemos estado haciendo durante los últimos años los periodistas venezolanos.

De eso trata este artículo a propósito del Día del Periodista Venezolano el próximo domingo 27 de junio.

La vorágine política en Venezuela también ha traído cierta devaluación de nuestra profesión, al hacernos mucho más propagandistas que propios exponentes de situaciones reales con las formas que habíamos aprendido en las universidades. Esto es recordando que una noticia siempre tiene más de una visión, y que por ende deben ser contrastadas siempre.

Desde hace unos años, el periodismo venezolano pareció comprarle al presidente Hugo Chávez la reiteración de la frase del Libertador para referirse a la imprenta: “Es la artillería del pensamiento”. De uno y otro bando, se ha ejercido el periodismo como herramienta de las batallas diarias en medio de la polarización política, olvidando que éste no es un país en guerra, ni vivimos tiempos de la colonia. Desechando la idea de que como líderes en el proceso de flujo de la información no podíamos abandonar el respeto a los receptores que merecen una información equilibrada.

P0rque no somos jueces ni artilleros.

No ignoro que alguna vez el gran periodismo fue usado como divulgador de ideología y elemento para la confrontación política. Pero eso fue hace muchas décadas. Nadie me podrá desdecir cuando afirmo que el periodismo moderno nació exactamente cuando aparecimos los periodistas profesionales, quienes aprendimos a manejar la verdad con una técnica enseñada en los centros universitarios, a buscar sin prejuicios los datos de cada información, y a divulgarla en forma generosa.

Lo que estamos viendo hoy en medio de esta revolución de Chávez es la preponderancia de la política sobre el periodismo, bajo la tesis de que Chávez pasó la “raya amarilla” y por ende ya no conviene permanecer imparcial, o –del otro lado- que la revolución está primero que la verdad periodística.

No parece casual que dos de los programas que más caen en esto no sean dirigidos por periodistas profesionales sino por políticos de formación y vocación, como La Hojilla en el canal del Estado y Aló Ciudadano, en Globovisión. Ciertamente, Venezolana de Televisión nunca ha tenido fama de manejar la información política en forma imparcial, pero nunca como ahora se había hecho herramienta de propaganda tan abierta, agresiva contra el bando contrario y descarada a favor del Gobierno y su partido.

Si hablamos de Globovisión, no más cabe recordar que su ex director general viajó a Puerto Rico durante la campaña por la enmienda constitucional de febrero de 2009 acompañado de dirigentes del comando del No, para entrevistarse con unos chilenos quienes le explicarían cómo es que se derrota a un “dictador”. Uno se pregunta qué mensaje le estaba dando ese director a su cuerpo de periodistas.

Ésa es la preponderancia de la política sobre el periodismo a la que me refiero. Un político es un emisor ambulante de propaganda, las 24 horas del día. Eso es lo que le está dado a quienes son llamados a tomar decisiones por todos los ciudadanos. Para ellos, a veces la verdad no es más importante que su causa, y por eso la ignoran, la maquillan, la manipulan o la esconden.

Pero nada más lejos de esto es lo que está permitido a un periodista, y de lo que la sociedad espera de él.

Basta ver cuando en uno de los canales de TV o por la radio llevan a un periodista para que comente sobre la política. Con algunas honrosas excepciones, entre las que destaco la de Manuel Felipe Sierra, los análisis suelen parecerse mucho al que haría cualquier dirigente político.

No hay diferencia. Van a los programas a hacer propaganda por alguno de los dos bandos.

El receptor sólo debe averiguar en qué bando está el periodista y ya puede descifrar qué tipo de cosas dirá.

El público tiene derecho a esperar a que haya diferencias entre el enfoque que presenta un político, que lucha por el poder, y el análisis de un periodista, que explica una realidad.

Un político se prepara para organizar a una sociedad.

Un periodista lo hace para explicarle su situación.

Un político imparcial es un zoquete.

Un periodista imparcial es un valor para la sociedad.

La verdad para un político es una herramienta de trabajo.

La verdad para un periodista es su objetivo final.

La Política es el arte de lo posible.

El Periodismo es el arte de lo que es.

Son roles esencialmente distintos.

Pero, lastimosamente, hoy y aquí abunda lo contrario.

Somos parte del drama actual de Venezuela.

Anuncios
 
13 comentarios

Publicado por en 21 junio 2010 en Uncategorized

 

13 Respuestas a “Día del Periodista venezolano: Que viva la propaganda!

  1. josefina

    22 junio 2010 at 7:10 am

    Suscribo en su totalidad este interesante enfoque, feliz dia de los Periodistas, animo y no decaer en esta lucha sin cuartel, exitos.

     
  2. Janet Yucra

    22 junio 2010 at 7:43 am

    Creo que has dicho muchas verdades o, tal vez, solo una. Estoy de acuerdo contigo, nuestra labor no es hacerle propaganda a “nuestro corazoncito”, sino decir la verdad sobre nuestro entorno. Siempre he pensado y lo sostengo que nuestra responsabilidad es una de las másgrandes: hacer posible que los ciudadanos se formen un criterio de lo que ocurre y eso solamente se logra diciendo la verdad.

     
  3. Chapellin

    22 junio 2010 at 8:41 am

    Muy acertado el análisis, sobre todo al fimal cuando escribes frases para reflexionar sobre los verdaderos objetivos de un comunicador social

     
  4. Yennizet

    22 junio 2010 at 8:50 am

    Por ello para mi usted es un ejemplo del periodismo que se debe hacer en Venezuela, la veracidad del periodista es actualmente pisoteada por aquellos que salen diciendo comentarios sin fundamentos y sin soportes, debemos ser responsable de lo que se dice y sobre todas las cosas veraces es lo que merece el colectivo. Deseo de todo corazón que tengas un FELIZ DIA DEL PERIODISTA

     
  5. Margarita

    22 junio 2010 at 9:56 am

    Es un excelente artículo; en sintonía con lo que considero hoy es una tarea insoslayable de todos los venezolanos y venezolanos: quebrar la polarización política que ha invadido todos los espacios de la sociedad ¡Feliz día del Periodista!

     
  6. pablo antillano

    22 junio 2010 at 10:45 am

    Muy bueno Subero, hay que insitir en ésto hasta más allá del cansancio…Nuestros periodistas viven alejados de las normas esenciales del buen periodismo…La web está llena de ¨páginas¨digitales, cuyos titulares vibran como banners publicitarios, los reporteros de VTV o de Globovisión no son imaginables si llegan a la redacción sin una buena historia que sirva a la misión artillera de la propaganda…Por eso son crecientes los sectores que en Venezuela se levantan leyendo diarios de cualquier parte del mundo, menos de Venezuela…Y en tv?…se refugian en el cable… Felicitaciones

     
  7. Gerardo

    22 junio 2010 at 4:36 pm

    Hermano qué buena reflexión, ojalá que el mensaje llegue a todos. Pero yo creo en muchos periodistas que silenciosamente y sin querer figurar hacen del periodismo una profesión valiosa, no destacan porque son cómo hormiguitas, aplican mucho de lo que tu expresas y por ello pasan inadvertidos.

     
  8. francisco hernandez

    22 junio 2010 at 10:33 pm

    Hermano, una vez que tuve la oportunidad de leer tu reflexión sobre la realidad a la cual se enfrentan en nuestro país los profesionales del periodismo, no puede evitar pensar en cual es la relidad que vivimos otros profesionales en venezuela, y la trasladé al campo de mí profesión, también infectada por el virus de la Política, el cual se ha ido comiendo los archivos como lo haría el virus en una computadora,invadiéndo poco a poco todos los espacios, siendo cada vez más reducido el ambito para ejercer libremente.

     
  9. victor manuel

    22 junio 2010 at 11:16 pm

    Todo lo que ha dicho es la cruda realida,”EL BOSAL DE AREPA ES EL RESPOSABLE DE TODO” Como cambiamos esta realida, “cada vez que observemos a un periodista haciendo propaganda politica. independientemente del bando que sea, hagamosle llegar el codigo de etica del periodista venezolano.

     
  10. Gilberto Cabrera

    22 junio 2010 at 11:53 pm

    Suscribo casi el 100% de lo dicho por ti; peeero … el problema es que el Colegio no aplica el Código de ética, debido a que la mayoría de los integrantes de dicho Colegio no tienen dignidad y por lo tanto, se comportan como una gran cantidad de periodistas, que hay, sin ninguna moral, que se venden al mejor postor (entiéndase, dueños del medio donde laboran), algunas veces por el dinero, pero otras y es lo más lamentable, solamente lo hacen por pura vanidad, o sea que por el sólo mero hecho de trabajar, en un medio de gran renombre, aceptan todo lo que quiera su amo.

     
  11. maria rodriguez

    23 junio 2010 at 12:34 pm

    es interesante lo que plntea en su artículo, los más afectados con lo que esta pasando en el periodismo venezolano somos nosotros los jovenes recien graduados, que nos cuesta tanto conseguir un empleo porque no tenemos experiencia, y que cuando conseguimos un empleo nos preguntan de que color político somos, si es verdad que tanto un lado como otro manejan la información como quieren pero la violencia, la forma como se denigra al venezolano por no ser revolucionario no se puede comparar por las opiniones que se puedan emitir en globovision. y si bien es cierto en globovisión todo lo que pasa en el país es un caos, pero no se que es peor si vivir en esa realidad llena de caos que`plantea globovisión o vivir en ese mundo de fantasis donde todo esta bien que nos muestra vtv. sin embargo es mi deseo felicitar a todos aquellos colegas periodistas que han luchado por ejercer un periodismo limpio y etico en nuestro país.

     
  12. Gilberto Cabrera

    23 junio 2010 at 9:58 pm

    Uno ve a periodistas, en las grandes cadenas Ejm. las españolas, CNN etc. y hasta en algunas de las colombianas, que provoca prestarles toda la atención porque al menos conservan las apariencias. Porque aunque es poco probable que haya algunas de esas cadenas, totalmente independientes la mayoría de los comunicadores son verdaderos profesionales, que aunque como es lógico, se sabe tienen sus preferencias particulares, no las reflejan en sus comunicaciones. Todo lo opuesto en los pares locales, con contadas excepciones, que se les nota su parcialidad, no solamente en sus expresiones, sino que se les nota hasta en las gesticulaciones y hasta en todos sus rasgos faciales; lo que denota mediocridad.

     
  13. Licda. Administracion en Mercadeo. Aura Duc Gómez

    29 junio 2012 at 12:32 pm

    Carlos, te felicito excelente análisis.
    Siempre he comentado que en las entrevistas, los periodistas le realizan las preguntas a los políticos y en muchisimas oportunidades observo con enojo, que casi no dejan responder al entrevistado, porque responden ellos mismos.
    El Periodista debe ser un comunicador muy objetivo e imparcial cuando se dirige al público.
    Siempre he comentado tu labor, a mis estudiantes de TSU en Publicidad y Mercadeo y TSU en Audiovisual y Fotografia, como un verdadero profesional, ya que eres imparcial, objetivo y un investigador de primera linea.
    Feliz semana del Periodista.
    Un abrazo

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: