RSS

Archivos Mensuales: diciembre 2009

El show de la euforia

EL INDIE KARAOKE SE REALIZA EL ÚLTIMO SÁBADO DE CADA MES

Carlos Subero

Es sábado. Son las 10:30 pm. Una gente ajena al espectáculo reparte condones entre aquellos jóvenes, casi todos menores de 21 años.

Es Sake Bar de Las urbanización Las Mercedes.

Faltan sólo unos minutos para que comience la euforia. Empieza el show Indie Karaoke.

El Indie Karaoke hace a los jóvenes una comunidad

Kaina Dominguez, la organizadora del evento, se congratulaba porque el local estaba repleto para el show de karaoke de esa noche.

Karaoke sólo de música Indie.

Salen los primeros, una pareja de chicos que cantan una pieza de The Cure, una banda británica de finales de los años ´70. Es decir, de cuando la mayoría de los presentes ni siquiera había nacido.

No hay TV que permita seguir la letra de la canción. Los chicos cantan de memoria sobre la pista con las voces originales de The Cure. Y eso no parece importar para que haya algarabía en la olla. La presentadora también cantó la suya.

El público salta y pone sus brazos en alto. Se oye también a Madonna y el reggae.

Se verifica un frenesí colectivo como pocas veces se ve en un karaoke, tan formal, tal cual es un invento japonés.

Resulta que el espectáculo lo patrocina una marca de condones:

-Nos tenemos que cuidar.- dice Kaina, jovencita como todos ellos.

Vienen otros a cantar. Esta vez suben de a cuatro a la tarima y usan ambos micrófonos. Luces amarillas, rojas y azules. Los chicos quieren cantar “So What”, pero les ponen otra.

-Epa!, es “So What”.

Kaina ha preparado las cosas desde semanas antes, cuando ha pedido que le manden las canciones por correo electrónico para tenerlas listas.

Se trata de una música que, aunque un poco antigua, se escucha entre estos jóvenes, y les hace comunidad en este tipo de espectáculos.

La presentadora interrumpe avanzado el show para anunciar la fecha en que estarán recogiendo juguetes nuevos o usados para entregarlos a los niños pobres.

Parecen buenos ciudadanos.

Esa música los une, los hace bailar juntos, y les hace una comunidad distinta a otras que se ven en Caracas. Es la de ellos, donde se sienten bien cantando a esos intérpretes virtuosos de los años ´80.

En medio de aquel bululú de gentes agitadas, el reportero las pone a prueba. Se dispone a dejar vacío su privilegiado puesto muy cerca de la tarima, pero lo hace dejando también una caja de cigarrillos y un yesquero. Se va a recibir un trago que viene con la entrada de BsF 30.

Tardó exactamente 9 minutos.

Y cuando regresó, allí estaba el puesto vacío, los cigarros y el yesquero.

Son buenos ciudadanos, quienes están en su onda de divertirse…

Y más nada.

Contactos: kainaprensa@gmail.com

 
Deja un comentario

Publicado por en 18 diciembre 2009 en Uncategorized